La gasolina privada, la otra cara de la moneda

0
548
Venezuela pasará de la gasolina más barata del mundo a un mecanismo dual con «precios internacionales

El gobierno acaba de dividir al país en dos partes desiguales, una la del país dolarizado y la otra como lo bautizo CHAVEZ (los pata en el suelo). Aquellos a los que nos enseño que ser rico es malo, los que hacemos magia con dos dólares, (el salario mínimo), y con los cuales tenemos tres opciones para gastar, comprando comida (migajas), comprando medicina (ni las genéricas son accesibles) y ahora en comprar gasolina o en su defecto pagar un pasaje elevado.

Y en relación al pasaje va a depender  el precio que establezca el chofer de la unidad porque no existe ningún control de precios del pasaje, por eso la decisión la toman los choferes que en la mayoría de los casos no pertenecen a ninguna línea si no que son los particulares o los llamados piratas, que son  los que prestan el servicio”.

Venezuela pasará de la gasolina más barata del mundo a un mecanismo dual con «precios internacionales» fijados por importadores privados y subsidios, una decisión que, según analistas, busca esquivar las sanciones de Washington y ganar tiempo para levantar las postradas refinerías en el país con las mayores reservas de crudo.

En 200 de las más de 1.500 dispensadoras del país, se venderá «libremente» el litro de gasolina a 50 centavos de dólar, mientras que en las otras, el gobierno promete combustible altamente subsidiado a un equivalente de 0,025 dólares el litro, marcando un alto diferencial. Además, durante noventa días será gratis para el transporte público y de carga de alimentos y bienes esenciales, reseñó AFP.

El éxito en la privatización estará determinado por la capacidad de los empresarios de sostener el flujo de importaciones frente a las sanciones de Estados Unidos, considera Henkel García, director de la firma Econométrica.
«El mundo privado va a tener mejor manera de lidiar con las sanciones», observa en alusión a las medidas que prohíben a ciudadanos y empresas estadounidenses tranzar negocios con PDVSA.

Carros fantasmas

Con el precio subsidiado, un tanque de 40 litros se podrá llenar por el equivalente a un dólar. En las gasolineras privadas, ese mismo tanque costará 20 dólares. Esa brecha recuerda experiencias como la Comisión de Administración de Divisas (Cadivi), un sistema cambiario que funcionó durante más de una década con un gigantesco diferencial entre tasas oficiales y el mercado paralelo, alimentando una multimillonaria corrupción.

LEE  Maracaibo las bombas de gasolina subsidiada, no cobran la gasolina todavía (Detalles)

«Van a aparecer carros fantasmas y cédulas fantasmas, ese riesgo existe«, advirtió Potellá. La diferencia sustancial «es motivo de apetencia para hacer lo que se hacía con Cadivi», subrayó.La demanda «tiene que ser muchísimo menor por la capacidad de compra que tiene el venezolano hoy en día, es un golpe muy duro para el bolsillo«, subraya.

En contraste, prevé que la gasolina a 50 centavos de dólar podría frenar el «contrabando» a Colombia, aludiendo a un fenómeno que solo se invirtió recientemente por la severa merma, obligando a venezolanos de estados fronterizos como Táchira y Zulia (oeste) a comprar gasolina colombiana. 

Ver también: Rafael Ramírez: Maduro avanza en la aplicación de su “paquetazo neoliberal

Además, «es probable que la gasolina barata va a ir disminuyendo con el tiempo por los limitados flujos de divisas del gobierno», completa García. ¿Quiénes son los empresarios?
Al exponer la nueva «política de hidrocarburos interna», el presidente Nicolás Maduro dio la bienvenida a empresarios que estarán a cargo de importar combustible, sin dejar claro quiénes son y si existió un proceso previo de licitaciones.

Tampoco detallaron cuáles son las 200 gasolineras asignadas.«Espero que el gobierno de Estados Unidos no persiga a los empresarios privados que traen la gasolina», dijo Maduro, que achaca la falta de combustible a los obstáculos para importarla por las sanciones de la administración de Donald Trump, que lo tilda de «dictador».

Para Potellá, debido a las sanciones «todo lo que se haga son parches», pues el país seguirá necesitando importar gasolina y aditivos para producirla. Nos tocara estar atentos para evitar el desvió de la gasolina subsidiada a las estaciones privadas porque habrá mas de uno que querrá aplicar la viveza criolla.